La leche de vaca: ¿lo mejor para los huesos?

El texto que os presento hoy es un resumen de un artículo de la Universidad de Harvard sobre la leche y el calcio publicado recientemente. Os dejo aquí el enlace.

No es una novedad que el calcio es la clave para tener huesos saludables. Obtener suficiente calcio desde la infancia hasta la edad adulta ayuda a fortalecer los huesos y luego ayuda a disminuir la pérdida de hueso a medida que envejecemos. Sin embargo, no está claro que necesitemos tanta cantidad de calcio como generalmente se recomienda, y tampoco está claro que los productos lácteos sean realmente la mejor fuente de calcio para la mayoría de las personas. Sigue leyendo

Las leches vegetales más saludables

Hay muchas razones para dejar la leche de vaca. Más allá del veganismo, el 40% de la población occidental es intolerante a la lactosa, aunque una gran parte no esté diagnosticada. Este porcentaje sufre diferentes problemas cuando consumen lácteos, desde gases, diarreas y estreñimiento hasta cólicos.

Además, hay que tener en cuenta que la leche de vaca produce una digestión muy pesada debido a su caseína y que a no somos capaces de absorber algunas hormonas destinadas a los terneros. Por otra parte, también hay que tener en cuenta el sistema de producción de la leche, en el que se le dan un gran número de antibióticos y estos terminan en nuestro organismo, haciendo aún más difícil la digestión. Sigue leyendo

¿Por qué la leche de vaca no supone un buen aporte de calcio?

Nos han vendido la leche de vaca como una fuente extraordinaria de calcio, y aunque sí contiene buenas cantidades del mismo, no se absorbe de forma correcta, así la Universidad de Harvad realizó un seguimiento a 77.761 mujeres durante 12 años teniendo en cuenta su ingesta de leche de vaca, concluyendo que el consumo diario de este tipo de leche no evitaba la osteoporosis, enfermedad de los huesos que se previene gracias a unos niveles adecuados de calcio. Williams Ellis, un médico e investigador de Estados Unidos, tras realizar 25.000 análisis de sangre a sus pacientes, concluyó que los niveles más bajos de calcio se encontraban entre aquellos que más leche consumían. En China, Japón… hasta hace muy pocas décadas la leche animal era un producto que no tomaban, que existía en pequeñas zonas rurales, por la globalización actual la leche cada vez está más presente en sus hogares, y también la osteoporosis, la Universidad de Oxford estudió la incidencia de la introducción de este alimento en China y Taiwán concluyendo que los casos de osteoporosis desde 1991 hasta 2014 habían crecido considerablemente, situándose en niveles preocupantes, enfermedad que era prácticamente inexistente en estos países con anterioridad. ¿Y por qué se produce esto? Sigue leyendo

Leche de vaca: 19 razones para no tomarla

Son tantos los inconvenientes que presenta la leche de vaca y sus derivados para nuestro organismo que deberías plantearte seriamente dejarla si quieres mantener tu salud. Existen muchas alternativas como la leche de avena, de almendras, de arroz, de quinoa… muchas de ellas enriquecidas con calcio, aunque si tomas verduras a diario no tendrías que preocuparte por el calcio, el calcio de la leche de vaca es de los peores que absorbemos, puede contener grandes cantidades pero un alto porcentaje nuestro cuerpo no lo aprovecha.

Más consejos sobre nutrición saludable, nutrición práctica en facebook.com/alvarovargas80