Alternativas al azúcar blanco

Como sabéis, una de mis mayores luchas es contra el azúcar blanco por ser uno de los alimentos más perjudiciales: descalcifica nuestros huesos y dientes, destruye nuestra flora intestinal, su consumo puede derivar en diabetes, favorece la fatiga crónica y un largo etcétera, el mayor problema es que se encuentra en muchísimos, muchísimos productos. Vamos a ver diferentes alternativas, unas más saludables que otras:

· Azúcar moreno: muy similar al azúcar blanco, únicamente las separa un proceso químico, se ha descubierto recientemente que algunas marcas lo que hacen es añadirle al azúcar blanco un colorante para darle ese aspecto moreno, un completo engaño. Prácticamente igual que el azúcar blanco.

· La panela o azúcar de rapadura: la mejor de todas las alternativas, es azúcar de caña 100% integral, obtenida por procesos mecánicos [nada de química], contiene una gran cantidad de minerales como calcio, potasio, magnesio, hierro, fósforo… o vitaminas del complejo B y vitamina A, mucho más que una manera de endulzar. No confundir con el azúcar moreno.

· El azúcar de coco: también es integral, sin procesos químicos, tiene un bajo índice glucémico [no eleva los niveles de glucosa en sangre de repente] y por si tienes dudas, no sabe a coco.

· Estevia o stevia, si es líquida la desaconsejo ya que para su obtención se han seguido procesos químicos de los que no soy nada partidario, mejor si es en polvo o granulado, pero fíjate muy bien en el envase, debe ser 100% obtenido de la hoja de la planta, apenas hay marcas que la comercialicen de esta manera, lo mejor es hacerte directamente con una planta y utilizar sus hojas una vez secas.

· Xilitol, el más recomendable se obtiene directamente de la madera de abedul, tendríamos que fijarnos muy bien en su envase, en sus ingredientes, en su composición, ya que pasa como la stevia, en la mayoría de los casos es químico prácticamente al completo. Debería indicar algo así como ‘extracción 100% natural’ para que fuera recomendable.

· Miel de abeja: es un producto que tiene muy buena fama, que se ha publicitado muchísimo, pero contiene un 84% de azúcares simples, tiene un índice glucémico altísimo, con lo cual la hiperglucemia nada más tomarla está prácticamente asegurada. Si miramos tu tabla nutricional apenas aporta minerales y vitaminas como nos han vendido.

· Sirope de agave: ocurre lo mismo que con la estevia, sí tiene un índice glucémico bajo, pero su obtención en la mayoría de los casos es química, debemos mirar muy bien el envase.

· Sacarina: completamente prohibida, es un producto químico de laboratorio, también se han dado casos de ‘adicción’ a esta sustancia.

· Jarabe de maíz: se utiliza en infinidad de productos procesados, sobre todo en refrescos, también es un alimento químico, el maíz ha pasado por múltiples procesos hasta su conversión en un jarabe endulzante.

En cuanto a los productos LIGHT, como muchas veces he comentado, no son una alternativa ya que su sabor dulce lo aportan elementos químicos que están siempre en cuestión, en unos países unos están prohibidos, en otros los mismos están permitidos… los efectos negativos más estudiados son que pueden aumentar el riesgo de cáncer y problemas asmáticos, respiratorios, alérgicos… No serían productos recomendables.

Lo mejor sería no emplear ningún endulzante, nuestro organismo no los necesita para nada, no tomar endulzantes sería siempre la mejor opción.

01BlogPie